Un día después de alcanzar la cifra de 43 títulos en el Kyushu Basho, el yokozuna advierte que su intención es seguir luchando hasta llegar a los 50 yusho.

En rueda de prensa, Hakuho afirmó que piensa seguir en activo no sólo hasta los Juegos Olímpicos de Tokio del próximo verano, sino incluso hasta más adelante. "No estoy seguro de cuándo pueda conseguirlo, quizás dentro de dos o tres años"; confesaba el mongol.

Hakuho, que luce el grado de Yokozuna desde 2007, se aseguró su último yusho con una victoria ante el sekiwake Mitakeumi en la penúltima jornada del torneo de Fukuoka, antes de cerrar el torneo con otra victoria, ante el ozeki Takakeisho, para acreditar un resultado final de 14-1.

Aseguró también que ganar la Copa del Emperador en este último torneo del año ha sido más especial, teniendo en cuenta sus recientes lesiones y su nueva condición de ciudadano japonés. "Me lesioné el último día del torneo de Marzo y el médico me dijo que nunca conseguiría recuperarme del todo. Pensé que ya no volvería a ganar otro título", señaló. 

Su única derrota en Fukuoka se produjo a manos del maegashira Daieisho en la segunda jornada del torneo. A partir de ahí, el yokozuna se recuperó y sumó 13 convincentes victorias en un torneo que echó en falta a varios nombres importantes del sumo. "Las ausencias me ayudaron a estar más concentrado si cabe", aseguraba.

Hakuho debutó en la División Makuuchi en Mayo de 2004, y se convirtió en el luchador con más títulos en Enero de 2015 al ganar su 33º yusho.